martes, 5 de noviembre de 2013



¿Y hasta cuándo todo esto? Realmente no sé exactamente lo que me ocurre. Una presión invisible, un sentimiento de mareo y de agobio constante. Perder las ganas de levantarse por las mañanas, perder las ganas de sonreír, de caminar, incluso de llorar.
No poder hacer nada al respecto, porque sabes que nada va a cambiar aunque lo intentes. Luchas, luchas, luchas, siempre luchas, y cada vez que logras llegar a tu meta, algún error cae para que tú caigas con él. No hay motivación, no hay ganas. Simplemente, no hay nada.
No conozco el camino que he seguido hasta llegar a este punto, lo único que sé es que ahora me levanto por las mañanas, miro a mi alrededor, y solo veo cosas que odio y que quiero cambiar, pero, ¿Cómo?
Una familia dividida, unas amistades fuera de mis murallas, un pasado agonizante, la gente que ha llegado a mi corazón le está haciendo daño, no veo nada claro, me caigo, me mareo. Quiero salir, quiero cambiarlo todo.
Una sensación de vacío... Es todo lo que me queda. Vivir cada día como si no pasara. Rutina, simplemente repito mis actos cada día. Olvido el "vivir" para pasar a simplemente "estar ahí".
Lo peor es... Que nadie se da cuenta, no me he dado cuenta ni yo hasta ahora, que no me queda nada por lo que levantarme por las mañanas...
Pero... ¿Qué remedio?

No hay comentarios:

Publicar un comentario